Ante la preocupación por atender un tema latente en el país, en El Colegio de la Frontera Norte (El Colef), se trabaja el proyecto  “Pobreza energética y cambio climático en la región transfronteriza de México y Estados Unidos”, coordinado por el Dr. Rigoberto García Ochoa, investigador del Departamento de Estudios Urbanos y del Medio Ambiente .

Este proyecto se ha enfocado en reconocer los saberes locales y producir conocimiento empírico sobre las comunidades más marginadas económica y socialmente,  para que, a través de este trabajo de recolección de experiencias y datos se generen  instrumentos para elaborar  políticas públicas que ayuden a  disminuir los problemas de desigualdad social. 

 Este trabajo se planteó como objetivo el de desarrollar un marco teórico que permita conceptualizar y definir la pobreza energética en la región transfronteriza de México y Estados Unidos, encontrando los vínculos entre los diferentes servicios de energía y la satisfacción de necesidades humanas básicas. Desarrollar una propuesta metodológica para identificar y medir la pobreza energética en la región transfronteriza de México y Estados Unidos, así como sus diferentes niveles de intensidad. Además, busca construir una serie de indicadores para medir los principales impactos económicos, sociales y ambientales de la pobreza energética en función de la intensificación del problema del cambio climático, en la región transfronteriza de México y Estados Unidos.

 Considerando que en México 35 mil hogares (1%) no gozan de energía, de acuerdo a datos del Instituto Nacional de Geografía y Estadística (INEGI), estos son los hogares con las condiciones más extremas de pobreza energética. Sin embargo, aunque es posible que el resto de los hogares tengan energía, de acuerdo con el artículo de investigación “Caracterización espacial de la pobreza energética en México. Un análisis a escala subnacional”, realizado por Rigoberto García y Boris Graizbord en 2016, el  36.7% de hogares en México se privan de algún bien económico (iluminación, limpieza, climatización, etc) por no tener energía suficiente.

El proyecto de investigación permite analizar el tema para distinguir e identificar  factores como la  heterogeneidad, diversidad y desigualdad de la población al norte de México, en términos económicos, sociales y climáticos. Y ofrece una posibilidad real de reconocer en los resultados a poblaciones con mayores rezagos. La investigación que se lleva a cabo en  la frontera norte de México, es un proyecto teórico-metodológico.

Dejar respuesta

Deja tu comentario!
Pon tu nombre aquí